Mujeres guerreras

Deportes 17/02/2021 Por La Tribuna del Sur
La instructora rufinense de Taekwon-Do, Mabel Rodríguez, profundiza en las virtudes de esta disciplina.
TAEKWON

(Por Mabel Rodríguez) Si bien Argentina es conocida mundialmente por su nivel técnico y la jerarquía de sus competidores y selecciones de Taekwon-Do, es en las mujeres donde expresa su mayor supremacía.
En el devenir histórico de los mundiales, Argentina siempre contó con grandes exponentes de Taekwon-Do Femenino, alcanzando el temible potencial de la última selección campeona en los últimos 4 mundiales.
La Federacion Argentina de Taekwon-Do ITF (FITFA) ha sido pionera en terminos de inclusión e igualdad de genero, prueba de ello son la cantidad de instructoras que integran sus filas y que jerarquizan la enseñanza en los distintos rincones del pais.
Pero si nos corremos de la fase deportiva, son innumerables las taekwondistas que alcanzando un nivel técnico superlativo, se desarrollan como practicantes, instructoras, coach y expertas en seguridad. También muchas lo hacen como dirigentes de las organizaciones, de FITFA, de la CAD (Confederación Argentina de Deportes), del FAMUD (Foro Argentino de la Mujer en el Deporte), entre otras.

Nuestro grupo no es la excepción y las practicantes mujeres ocupan lugares de privilegio como dirigentes, instructoras y practicantes. Desarrollándose en todos los aspectos y alcanzando un gran nivel, han constituido un gran potencial en el crecimiento de la escuela tanto en la calidad como en la cantidad de estudiantes.
El trabajo de todas las instructoras se ha convertido en el pilar fundamental del crecimiento del Taekwon-Do en la región por el compromiso, dedicación, lealtad y capacidad de trabajo, así como por el nivel técnico que demuestran sus estudiantes.
Numerosos y conocidos son los beneficios que otorga el Taekwon-Do a quienes lo practican, por lo que habitualmente es recomendado por diferentes profesionales de la salud. En las mujeres fundamentalmente, el empoderamiento, la percepción de seguridad, el exigente acondicionamiento físico, la disciplina y filosofía moral son las principales razones por las que encuentran en el Taekwon-Do una actividad física, un deporte, un arte marcial, un estilo de vida y un camino de autosuperación. Descartar el "No puedo" y "No me sale" es una lección que se traslada del dojo a la vida cotidiana.
El espíritu guerrero desarrollado en la perseverante practica de Taekwon-Do, hace que las practicantes se ubiquen simpre del lado de la solución. (Fotos: Inst. Mabel Roríguez y alumnas Luz, Lucía, Sonia, Ilona, Delfina y Brenda)

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar