Marisa Calderón y el relato emocionado de como un médico hizo todo para salvarle la vida

Sociedad 17/12/2022 Por La Tribuna del Sur
La conocida vecina y comerciante de nuestra ciudad contó su experiencia tras un largo peregrinar en donde no encontraba las causas de sus dolencias
Marisa

Marisa Calderón es una conocida vecina y comerciante de Rufino, quien desde hace años padecía dolores y malestares a los que no le encontraban ni el origen ni la solución.

 Ella misma comenta que fueron cinco largos años de peregrinar por distintos médicos, hasta que el Dr. Maximiliano Zucarella, gastroenterólogo venadense, la escuchó atentamente por primera vez. Inmediatamente al tomar conocimiento de su padecimiento la contactó con el Dr. Ignacio Moreno.

El médico se desempeña como cirujano en el Hospital Italiano de Rosario, como tal, tomó la decisión de realizar una cirugía exploratoria. Ya se habían agotado todos los recursos para aliviar mi dolor, el sufrimiento era intenso e insoportable, agrega Marisa y continúa explicando que recorrió los mejores hospitales, clínicas y médicos de renombre de varios lugares de Argentina. Todos le aseguraban que era imposible solucionar su problema de salud.

Casi se estaba resignando a una vida sometida al dolor ya que padecía gastroparecia que es un trastorno que retrasa o detiene el movimiento de los alimentos del estómago al intestino delgado, a pesar de que no hay una obstrucción en el estómago o en los intestinos; al mismo tiempo padecía también dolicocolon, es una patología inusual. No se conoce su etiología. Se caracteriza por un alargamiento total o parcial del intestino grueso, sin que el calibre se vea afectado. Los síntomas principales son estreñimiento crónico, dolor abdominal y la acumulación de gases.

Con orgullo, pero sobre todo con profundo agradecimiento reconoce que el Doctor Ignacio Moreno, literalmente le salvó la vida, lo considera un especialista excepcional, afirma que junto al Dr. Zucarella son seres maravillosos, que sienten verdadero amor a la profesión y que poseen mucho conocimiento. No se olvida de agradecer además al equipo médico, a enfermeros, mucamos y toda la gente que desempeña su labor en el Hospital Italiano. Cada dos o tres palabras, agradece, agradece infinitamente.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar