A full con los cortocircuitos

Sociedad 07/08/2019 Por
La municipalidad decretó que es «nulo», el ajuste tarifario de la Cooperativa que aprobaron los concejales.
AACORTO.

La guerra declarada del intendente Natalio Lattanzi contra la Cooperativa Eléctrica y el concejo deliberante, tuvo hoy una nueva escaramuza. El ejecutivo municipal remitió una carta documento a la Cooperativa, comunicando que por un decreto del intendente se declaró «de absoluta e insanable nulidad» el ajuste tarifario del 26 por ciento aplicado por la Cooperativa. Esa actualización tarifaria se aplicó en un 13 por ciento de manera automática por cláusul gatillo», y el otro 13 por ciento fue aprobado por el concejo deliberante, modificando el proyecto enviado por el intendente que aceptaba solo un 2 por ciento de aumento. La postura de la municipalidad expresada en la carta documento, consiste en que quede sin efecto el ajuste tarifario, sometiendo la cuestión a un «tribunal arbitral». Es decir que cada una de las partes (municipio y Cooperativa) designe un árbitro. Y en caso de no llegar a un acuerdo, estos designen un tercer «árbitro». Si tampoco así hay consenso, el tema terminaría en el Juzgado Civil.

Para decretar la nulidad del ajuste tarifario, los argumentos de la municipalidad son evidentemente los mismos que ya expresó el ejecutivo en conferencia de prensa, en el Palacio municipal hace varias semanas. Es decir que en el incremento se habrían incluido otros ítems además del aumento salarial a Luz y Fuerza (gastos bancarios, deuda con Fatlyf), y que por lo tanto no correspondía aplicar la cláusula gatillo. O bien aplicarla solo sobre el total del 15 por ciento (no el 26), que es lo que según el intendente afectó a la tarifa el incremento a Luz y Fuerza. Por ello al enviar el proyecto al concejo, el ejecutivo solo aprobó el 2 por ciento, luego del 13 aplicado automáticamente.
Para cualquier lector puede parecer ardua la comprensión técnica del problema, pero todo podría sintetizarse a partir de una consideración política. Municipio y Cooperativa, las dos instituciones más relevantes de la ciudad, tienen cortado el diálogo y clausurada la posibilidad de consensuar salidas para el conflicto. Algo parecido sucede entre intendente y concejo deliberante. Una situación sin antecedentes en la historia local.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar